Primera Dama promete canalizar caso de señora con Alzheimer que lleva 1 año y 3 meses sin cobrar su pensión

SANTO DOMINGO.- La Primera Dama de la República, Raquel Arbaje, se mostró interesada en el caso de la empleada Hilda Altagracia Peguero (Altagracita) quien lleva un año y tres meses sin cobrar su pensión de apenas 8,000 pesos, tras 51 años como empleada en el ministerio de Salud Pública, en medio de la indignación pública que ha generado.

Luego de leer la historia publicada por Listín Diario, Arbaje tuiteó que se encargaría personalmente de canalizar este caso.

Luego, a través de su encargadada de comunicaciones, la Primer Dama informó que se encargará del caso a título personal, al considerar que no se puede permitir algo así, con una persona que ha dado su vida al servicio público.

Por igual se han interesado por este caso desde el Defensor del Pueblo, el director general de Pensiones y Jubilaciones, Felipe Ramírez y de diversos medios de comunicación, interesados en darle seguimiento.

Desamparada por el Gobierno

Hilda Peguero tiene 85 años y sus dolencias la mantienen postrada en su hogar, al cuido de sus hijos. Los casi 8 mil pesos que recibía, no le alcanzaban para nada, pero la situación se empeoró al dejar de recibir la pensión desde agosto del 2019.

La señora quedó viuda el mismo día de la Revolución de Abril, el 24 de abril de 1965, cuando una bala perdida alcanzó mortalmente a su esposo Enrique Sánchez, quien era empleado público de la Oficialía Civil y se trasladaba desde la casa materna, ubicada en la calle María Montés esquina Tunti Cáceres hacia la calle Alonzo Espinosa, donde residía una hermana, paradójicamente en busca de un lugar más seguro.

Para esa ocasión, quedaron pequeños dos de sus tres hijos y como forma de proveer el sustento al quedarse viuda, aprovechaba sus vacaciones para viajar y traer desde Puerto Rico, ropas y accesorios, para comercializarlos aquí, asistida por su madre, Eneroliza Peguero Villa (Nena Villa).

A pura lucha, logró levantar su familia, consagrada a una labor permanente en el hospital donde laboraba, donde fue reconocida por su responsabilidad, sin embargo a pesar de sus 51 años de labor interrumpida, hace un año y tres meses no le llega el sueldo.

Su hijo, Enrique Sánchez señala que ha dado varios viajes al departamento de Pensiones y Jubilaciones del Ministerio de Salud Pública, para normalizar la situación y esos esfuerzos, han sido en vano.

En principio, alegaron que trataron de contactarla vía email y teléfono y que no fue posible, lo que no entienden, dado que su madre desconoce las redes y no usa teléfono; además de que todo el mundo la conoce en el hospital que laboró y es fácil de constatarla por que ha residido en la calle Emilio A. Morel del sector El Retiro, toda su vida.

Solicitan al ministro de Salud Pública, Plutarco Arias ponerle freno a los que consideran `un abuso` y esperan llegar al oído del presidente Luís Abinader, para que evite que el trabajo y la trayectoria de una empleada pública ejemplar, sea objeto de esta injustificada actitud.

Su trayectoria

Empleada desde el 1952, Altagracita ha ejercido diferentes cargos en lo que inicialmente fue Secretaría de Salud Pública hoy Ministerio de Salud Públicas; Auxiliar de Enfermería de segunda clase del hospital Doctor Teófilo Hernández de El Seibo ese año.

Esa primera designación, de la cual posee copia, fue firmada a mano, por el entonces presidente Rafael Leónidas Trujillo Molina, el 15 de mayo del 1952.

Posteriormente, el 8 de enero de 1953, fue designada como enfermera auxiliar del hospital de El Seibo, por el entonces presidente Héctor Bienvenido Trujillo Molina (hermano del dictador).

El 19 de septiembre del 1960, fue designada como enfermera del hospital Doctora Consuelo Bernardino de El Seibo, en un nombramiento firmado por el Doctor Joaquín Balaguer.

Para el 14 de octubre del 1976, fue designada como encargada de Estadísticas por el entonces presidente Joaquín Balaguer, puesto en el cual se mantuvo hasta el 4 de enero del 1979, cuando fue designada como `Técnico de Rayos X` en el mismo hospital.

El 2 de abril del 1981, en el gobierno que encabezó el presidente Antonio Guzmán Fernández fue designada como `Encargada de Bioestadística` del hospital Doctor Teófilo Hernández, mientras que para el 5 de enero del 1988 fue ratificada en el puesto, por el entonces presidente Joaquín Balaguer, en el cual se mantuvo hasta que fue jubilada el 20 de enero del 2003.

Hace varios meses, a solicitud del departamento de Pensiones y Jubilaciones, se le entregó un certificado médico, a fin de realizar una visita presencial, lo cual se depositó, realizado por tres galenos, incluido un cardiólogo, la directora del hospital, Vancety Padilla y Yolanda Charles, como representante del Colegio Médico Dominicano.

A pesar de que entregaron un poder que se le solicitó, también depositaron una certificación, que validan los inconvenientes propios, en medio de la pandemia, que evitan que la jubilada se movilice y acuda de manera presencial, para que le autoricen la jubilación que no recibe, por lo que esperan la intervención de una autoridad competente que se sensibilice con el caso.

Acerca de pedrobrandnoticia
Portal de noticias e informaciones editadas en el municipio Pedro Brand, provincia Santo Domingo, República Dominicana

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: